Compartir

Esta terminal permitirá llegar en 2040 a 104 cruceros

El presidente del Puerto ha explicado que esa infraestructura culmina un proceso que se inició en 2005 para que Bilbao acogiera también tráfico de cruceros.

La Autoridad Portuaria de Bilbao licitará este verano, en la primera quincena de septiembre, las obras de construcción de la terminal marítima del tercer atraque de cruceros de Getxo, con una inversión de cinco millones. Esta terminal permitirá llegar en 2040 a 104 cruceros, de los que el 23% tendrán Bilbao como puerto base, y a 150.000 pasajeros frente a los 60.000 previstos para este año.

Los detalles de esta inversión han sido dados a conocer en una rueda de prensa celebrada en la sede de la Autoridad Portuaria en Santurtzi por el presidente del Puerto de Bilbao, AsierAtutxa.

El precio de licitación será de cinco millones y el plazo de ejecución de las obras de un año, por lo que podría estar operativo a finales de la temporada de cruceros 2016. Las obras se desarrollarán manteniendo al mismo tiempo que sigue dando servicio dentro de la temporada de cruceros.

Parking de 222 plazas para larga estancia

Las obras incluyen la construcción del edificio de la terminal, la adquisición de un finger y las obras de urbanización del entorno del muelle. Además, se construirá un parking de 222 plazas para larga estancia.

El diseño del proyecto ha sido encargado a la empresa de arquitectura Ajuriaguerra Tres, que ha previsto construir un edificio de 15 metros de altura y 3.200 metros cuadrados útiles, que se ha diseñado como un gran contenedor acristalado. El edificio constará dos plantas principales, con una diferenciación entre el flujo de pasajeros y de equipajes y entre las áreas de embarque y desembarque.

Además, se construirá un “finger” o “gang-way”, que supondrá un millón de inversión de los cinco totales, que permitirá a los pasajeros acceder a la terminal o al buque sin tener que pisar el muelle.

Atutxa ha indicado que, además, atendiendo a la demanda del Ayuntamiento de Getxo, el muelle contará con 22 plazas de aparcamiento para larga estancia, que podrá ser utilizado, de forma gratuita, por los ciudadanos los días que no atraquen cruceros. También contará con otras 31 plazas de aparcamiento para personal de la terminal, ocho para personas con movilidad reducida, diez para taxis y 40 para autobuses.

“Cierre blando”

La nueva terminal, que se ubicará sobre el muelle que está operativo ya desde 2014, se integrará en el entorno y las instalaciones dispondrán de una banda verde a modo de “cierre blando” en la que se incorporarán distintos elementos de vegetación y arbolado.

Los objetivos de esta nueva terminal, que se enmarca en el “proyecto turístico del país”, son mejorar los actuales servicios, la accesibilidad, los requerimientos de seguridad y la gestión del equipaje. Además, Atutxa ha subrayado que, con esta nueva infraestructura, aspiran a convertir a Bilbao en un Home Port (Puerto base). Según ha indicado, se trata de un eslabón dentro de la cadena logística de turismo de Euskadi y, por ello, ha destacado que sería bueno complementarlo con una buena conexión vuelos directos.

El presidente del Puerto ha explicado que esa infraestructura culmina un proceso que se inició en 2005 para que el Puerto de Bilbao acogiera también tráfico de cruceros. Desde ese ejercicio hasta 2015 han invertido un total de 34 millones y, durante estos años, han recalado cerca de 500 cruceros y unos 485.000 cruceristas. El primer muelle con dos atraques entró en servicio en 2006 y el segundo, que supuso el tercer atraque, comenzó a operar en mayo de 2015.

Atutxa ha señalado que esta terminal, que permitirá el atraque de un buque grande o de dos pequeños a la vez, permitirá generar tráfico propio que no se “restará” de otros puertos. Según ha señalado, el tráfico de cruceros ha ido experimentando un incremento escalonado, “con dientes de sierra”, pero espera que, a futuro, sea un crecimiento “constante”.

Previsión pasajeros

En la temporada 2015 atracarán en el Puerto de Bilbao cerca de 45 cruceros y se prevé alrededor de 60.000 pasajeros. Atutxa ha manifestado que, si no se construyera esta terminal, la previsión sería alcanzar 63 cruceros en 2020 (10% con Home Port) y 90 cruceros en 2040, con 85.000 y 110.000 cruceristas estimados, respectivamente. (16% con Home Port).

Sin embargo, la puesta en funcionamiento permite mejorar estas previsiones y se estima un crecimiento del 131% en cruceros para 2040 y del 150% en cruceristas. En concreto, estiman que se pueda llegar en ese año a 104 cruceros, de los que el 23% será con Bilbao como Home Port, y alcanzar los 150.000 pasajeros. Con esta terminal, en 2020 esperan 75 cruceros y 100.000 pasajeros.

Atutxa ha destacado el impacto económico que tiene el incremento de este tráfico, ya que se calcula que cada crucerista gasta una media de 100 euros por escala y 150 si Bilbao es puerto base, es decir, inicio o final de ruta.

El presidente del Puerto ha indicado que cerca del 40% de su impacto económico repercute en el comercio al por menor, el 27% en la hostería, el 19% en actividades relacionadas con el transporte y el resto en otras actividades recreativas, culturales o empresariales.

PGE

Respecto a las inversiones previstas en los Presupuestos Generales del Estado al Puerto de Bilbao, Atutxa ha querido precisar que todas las inversiones que se realizan “son generadas con recursos del Puerto”.

Ha añadido que, una vez que se realizan esas inversiones, “se envían todos los años 4,5 millones a Puertos del Estado dirigidos al mantenimiento de la estructura de Puertos del Estado y al Fondo de Compensación Interportuario”.

“En las inversiones que vamos a realizar el año, el anterior, y las siguientes, no viene ningún euro desde ninguna administración que no se haya generado desde el propio Puerto de Bilbao. Otra cosa es que ese número se consolide en los Presupuestos Generales del Estado, pero ese dinero es de Bilbao, para Bilbao. Y, si se produce algún efecto, es el contrario, que nosotros invertimos 4,5 millones cada año”, ha agregado.

En lo referente a la partida de 5,9 millones que se incluye en los PGE para el tráfico de mercancías en Ortuella, ha afirmado desconocer de qué se trata, pero ha señalado que, si sirve para avanzar en la construcción de la Variante Sur Ferroviaria, “bienvenida sea”.

Atutxa ha indicado que está terminando un estudio sobre los “cuellos de botella” entre el puerto de Bilbao y Miranda en el sistema ferroviario. El presidente de la Autoridad Portuaria ha insistido en que es necesario hacer, “al menos”, una parte de la Variante Sur Ferroviaria porque “no tiene sentido poner parches” en la infraestructura actual.

Por otra parte, respecto al proyecto del Puerto seco en Álava, ha indicado que esperan que en septiembre se procederá a la compra del suelo y, entre noviembre y diciembre, quieren acometer la licitación de la plataforma ferroviaria de Arasur.

Compartir